lunes, 15 de julio de 2013

LA CONMOVEDORA HISTORIA DEL DOCTOR PALLETE Y LA AYUDA MEXICANA A LOS REFUGIADOS ESPAÑOLES

Republicanos españoles huyendo en el vapor Nyassa del genocidio fascista


Leyendo recientemente las memorias de Alfonso Guerra,  Una página difícil de arrancar, me encontré este texto que me llamó la atención.

Mi querido Ministro:
Pocas líneas para decirle adiós. Le había jurado a don Manuel inyectarlo de muerte cuando lo viera en peligro de caer en las garras franquistas. Ahora que lo siento de cerca me falta valor para hacerlo. No queriendo violar este compromiso, me la aplico yo mismo para adelantarme a su viaje. Dispense este nuevo conflicto que le ocasiona su agradecido,
                                                                                                                     PALLETE

Estas desgarradoras y desesperadas líneas se las envió el doctor Felipe Gómez Pallete , médico personal de Manuel Azaña  a Luis Ignacio Rodríguez,  ministro plenipotenciario de la embajada mexicana en  Francia.

El  médico de Azaña en realidad le está informando al ministro de su inminente suicidio ante la imposibilidad de verse con fuerzas  para quitarle la vida a don Manuel Azaña tal y como éste y aquél habían acordado que hiciera, si se veía  en riesgo de ser apresados por los sabuesos franquistas. Todo esto ocurre en Septiembre de 1940, es decir , con una parte del territorio francés en manos de los nazis  que a la vez cuentan con la colaboración del gobierno de Vichy presidido por el mariscal, Philippe Pétain.  Como sabemos fueron muchos los exiliados republicanos que entregaron los nazis a las autoridades franquistas, como  el socialista Julián Zugazagoitia o el expresidente de la Generalitat, Lluis Companys entre otros, que como sabemos fueron fusilados tras la entrega , en territorio español.

Luis Ignacio Rodríguez  había llegado a Francia para negociar la salida de los refugiados españoles hacia tierras mexicanas, alertando de la llegada a  Montauban, lugar donde se encontraba Azaña,  de agentes falangistas… destacados de Madrid con miras a secuestrar al señor Azaña para obligarlo a comparecer ante los tribunales de Franco.  El embajador español, Lequerica, se enteró a través de la Gestapo de la intención mexicana de trasladar a Azaña a Vichy, como paso previo a una evacuación definitiva. El 15 de septiembre de 1940 llegó a Montauban el embajador Rodríguez casi a la vez que los agentes franquistas capitaneados por un inspector llamado Urraca ( el nombre le venía que ni pintado)  Ese día se trasladó a Azaña al Hótel  Midi de Montauban , en donde Rodríguez había declarado 3 habitaciones del mismo como territorio de embajada, es decir, eran de facto territorio soberano de México. (1)

En fechas anteriores, concretamente el 23 de junio de 1940, Rodríguez recibió las siguientes instrucciones del presidente mejicano Cárdenas lo cual demuestra la disposición que tuvo el país hermano  en ayudar a los españoles.

• Con carácter urgente manifieste usted gobierno francés que México está dispuesta a recoger a todos los refugiados españoles de ambos sexos residentes en Francia (…) Si el gobierno francés acepta en principio nuestra idea, expresará usted que desde el momento de su aceptación, todos los refugiados españoles quedarán bajo la protección del pabellón mexicano” (2)

El 29 de septiembre se suicida el pobre Pallete por los motivos antes señalados  y el presidente Azaña muere el   3 de Noviembre después de un último intento de capturarlo  por parte de los franquistas sólo dos días antes.

No acaban aquí los problemas pues los franceses se negaron a que el presidente de la República fuera enterrado bajos los honores de la bandera republica, razón por la cual el embajador mexicano decidió la solución.

“Lo cubrirá con orgullo la bandera de México.  Para nosotros será un privilegio, para los republicanos, una esperanza, y para ustedes una dolorosa lección”.

Cuando falleció el Sr. Rodríguez, en 1973, en homenaje al hombre que tanto había hecho por los refugiados españoles, la bandera tricolor republicana cubrió su féretro. Según información recogida en el blog Cahiers de civilisation espagnole contemporaine, de los cerca de medio millón de españoles que cruzaron la frontera francesa en febrero de 1939, quedaban unos 130.000 en septiembre de 1940, de los cuales 80.000 se encontraban en la que podríamos llamar la Francia libre de la ocupación nazi, mientras que los 50.000 restantes se encontraban en la ocupada por estos. Las condiciones eran pésimas con graves riesgos de perecer de hambre o frio si no se adoptaban medidas urgentes. El propio diplomático mexicano se encargó de atender a los refugiados mediante el suministro de medicamentos, ropa o la entrega de dinero de los subsidios que las organizaciones de ayuda española le hacían llegar.

Por otro lado, la legación mexicana entro en negociaciones con las autoridades francesas con el fin de facilitar la salida de los españoles con destino a América. Rodríguez firmó dos acuerdos: uno en agosto y el otro en noviembre de 1940.  No obstante  la falta de fondos suficientes para hacerse cargo del coste del transporte de los refugiados, unido a la enorme conflictividad marítima derivada de la guerra , hacían muy complicados los embarques, dificultando  enormemente éstos, de tal manera que  entre el otoño de 1941 y Octubre de 1942 sólo 2.150 españoles lograron ser evacuados a México. Pero esto es otro tema que no nos ocupa ahora pues se escapa de la intención del análisis que ahora hacemos. Hay que destacar que el anterior embajador, Narciso Bassols, logró  la evacuación a México de unos 6000 refugiados españoles.

Habría que concluir diciendo que las autoridades mexicanas hicieron todo lo posible por acoger al mayor número posible de españoles .  Las dificultades económicas. agravadas por las circunstancias internacionales de la guerra mundial, más el enorme problema de tener que sacar a miles de personas de un territorio ocupado parcialmente por los nazis, impidieron que la ayuda pudiera ser más efectiva.

Vaya este humilde texto como pequeño homenaje a D. FELIPE GÓMEZ PALLETE, a  D. LUIS IGNACIO RÓDRIGUEZ, a D. NARCISO BASSOLS, al noble PUEBLO MEXICANO y a todos aquellos que se involucraron humanitariamente en la labor de socorrer a los exiliados españoles.
Para terminar me gustaría terminar dejando un comentario que me ha llamado la atención.  Apareció el 27 de  agosto de 2009 en el blog, Mis viajes por la historia, El acoso a Azaña y a los dirigentes republicanos en el exilio, del cual he tomado parte de la información que figura en esta entrada. Esto decía un anónimo muy inspirado.

“ Y digo yo, Monsieur, pa qué quería Franco a los republicanos?  Ese hombre  nunca estaba conforme: cuando los tenía en casa, no los quería,  y cuando los tenía fuera los reclamaba. Es que así no se puede.

Y el pobre médico! Mire que llegar al suicidio! Estábamos como en la época de Séneca y Nerón, que barbaridad.

Muy curiosas las anécdotas con las banderas, por cierto.

Buenas noche, Monsieur.

Bisous.
Jueves, 27 de agosto de 2009

Como podemos ver no le falta razón a Bisous en sus apreciaciones sobre el dictador.

(1) Blog. Mis viajes por la historia.
(2) C. Verónica Astrid Karam Enríquez. Universidad  Nacional Autónoma de México.

Antonio Alfonso Hernández, 14 de julio de 2013

4 comentarios:

  1. Así es. Esta conmovedora historia la recuerdo perfectamente porque hace tres o cuatro años se las oí al mismo Alfonso Guerra, en una conferencia que dio sobre libros en la Biblioteca Nacional.

    Os la adjunto porque es muy interesante. Del doctor Pallete habla a partir de 1h:11min:15seg.

    http://www.youtube.com/watch?v=iUCnikRhAVc

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Coyote. Si, le echaré un vistazo.

    La verdad es que la historia de este hombre parece una tragedia griega. La lealtad que demostró hacia Azaña se puede considerar insuperable.

    ResponderEliminar
  3. FE DE ERRATAS:
    Donde dice "El 29 de septiembre se suicida el..." debe decir "El 15 de octubre de 1940 se suicida...".
    Atentamente,
    Felipe Gómez-Pallete Rivas

    ResponderEliminar
  4. Siento repugnancia hacia la figura de Franco. Salud y República. José Ramón MIRANDA

    ResponderEliminar

Aviso Legal
Este blog no se hace responsable de las informaciones y estudios que no sean veraces y que aparezcan en estas páginas. Intentamos verificar todo lo publicado para no faltar a la verdad. Esa es la línea que rige este blog, sabemos que nuestro esfuerzo puede no ser eficaz al 100 por 100, por eso en este blog está desabilitada la censura en los comentarios, para que puedan advertirnos de nuestro errores..

Debido a nuestra política de total libertad de expresión, no nos hacemos responsable de las posibles infracciones que puedan cometer nuestros colaboradores y participantes al dejarnos sus opiniones y sus artículos.

Los responsables del Blog Badajoz y la guerra (in) civil podrá estar de acuerdo o no con las opiniones de los colaboradores y de los participantes, debido a esto no se hace responsable de los perjuicios que puedan derivarse de los textos aquí reproducidos y de los comentarios de los usuarios.

Este blog es totalmente privado no dependemos de nadie y jamás no ha movido el ánimo de lucro, por favor se coherente con tus comentarios. Aquí no se ejerce la censura.